Usted está aquí

Imagen de cubierta: ESCALAS MELOGRAFIADAS

ESCALAS MELOGRAFIADAS

VALLEJO, CÉSAR

ISBN: 
978-84-95764-99-7
Editorial: 
Coleccion del libro: 
Idioma: 
Castellano
Número de páginas: 
120
Dimensiones:
120x190
Fecha edición:01/02/2010
descripcion alternativa Versión para impresión

× Este libro se puede adquirir pero el plazo de entrega será un poco más largo de lo habitual. Disculpen las molestias.

Preventa. Este libro se puede adquirir pero no se enviará hasta que el libro se edite y llegue a nuestros almacenes.

10,00€
Mi madre estaba allí. Vestida de negro unánime. Viva. Ya no muerta. ¿Era posible? No. No era posible. De ninguna manera. No era mi madre esa señora. No podía serlo. Y luego ¿qué había dicho al verme? ¿Me creía, pues, muerto?

Escalas melografiadas por su autor, es un texto, que, al margen de la discusión entre los exégetas por establecer un canon sobre su creación y analizar las necesidades que empujaron a Vallejo a escribirlo en 1923, es secundaria frente a la importancia de que se editen nuevamente en España. Creo que Vallejo fue, junto con José María Arguedas, uno de los pocos autores peruanos que buscó una verdadera escritura literaria que lograse separarlo de la realidad que lo oprimía para ser un hombre libre. No a través del cinismo, sino del grito, del desgarro.
del prólogo de Patricia de Souza.

César Vallejo (Santiago de Chuco, 1892-1938), poeta, narrador y periodista; considerado entre los más importantes innovadores de la poesía del siglo xx. Es autor de los libros de poemas Los heraldos negros, Trilce, Poemas humanos y España, aparta de mí este cáliz; de la novelas Fabla salvaje, Tugsteno y Hacia el reino de los Sciris; además del cuento infantil Paco Yunque.

Recomendaciones

VALLEJO, CÉSAR

César Vallejo nació en Santiago de Chuco en 1892 y murió en París en 1938. Es una de las figuras de mayor trascendencia en la literatura peruana. Estudió Filosofía y Letras en la Universidad de Trujillo y Derecho en la Universidad de San Marcos (Lima). En 1918, César Vallejo publicó su primer poemario Los heraldos negros. Pasó tres meses y medio en la cárcel, durante los cuales escribió otra de sus obras maestras, Trilce (1922). En 1923, tras publicar Escalas melografiadas y Fabla salvaje; se marchó a París, donde fundó la revista Favorables París Poema (1926).

No hay comentarios
Añadir nuevo comentario